Señoras y señores, niños y niñas, viejos y jóvenes y engendros varios que se atreven a pasar por aquí. Ya ha acabado, ya hemos llegado al fin, ayer acabó la Eurocopa, sí ese torneo de fútbol en el que todo giraba en torno a una copa que unos merecían más que otros. Pero lo importante es que nos quede claro que la copa la gana un país entero, no un jugador, porque aquí en España somos tan… ¿Cómo decirlo?¿Ignorantes?¿Palurdos? ¿Vendidos? Podría tirarme así todo el escrito, pero el asunto es, que… en España lo único que vemos es que la copa la ha ganado un jugador. Simplemente el equipo son los actores secundarios que arropan al actor principal, que por mucho que se diga, no jugó la final, bueno, no la jugó físicamente, porque este jugador no hizo nada durante todo el torneo, la verdad
sea dicha.

Nos adentramos en una final que dividía a dos compañeros de equipo en cada uno de los equipos, hoy las noticias hablan de que Cristiano ha vencido a su rival, Francia, arrebatándoles el título en su propia casa, y nada más, porque el equipo que ha hecho posible que Portugal ganase su primera Eurocopa solo es un equipo, el jugador principal es Cristiano Ronaldo, o así quiere que lo veamos la prensa deportiva española, a la que cada día tengo más asco.

Mientras todo esto ha ocurrido, todavía seguimos sin presidente del Gobierno. ¡Qué novedad! El batacazo de uno de los partidos que más apuntaba hacia arriba ha hecho que los fanáticos de este partido sopesen las posibilidades y se inventen que ha habido fraude electoral al ver que el resultado no ha sido el esperado. Venga va, aceptamos pulpo como animal de compañía… Si yo tuviera que pensar que ha habido fraude electoral cada vez que no ha salido lo que yo quería, creo que habría afirmado que ha habido fraude electoral cada vez que he votado, porque nunca ha salido lo que yo quería, pero, en fin, siempre hay gente con clase y clase de gente. Creo que esto es como cualquier deporte, siempre hay que saber ganar y mucho más importante, saber perder.

Cuántos sueños se nos quedan por el camino, el sueño de la cuarta Eurocopa de España se quedó en el pase a cuartos, hemos vuelto a quedarnos en octavos como años atrás, la racha no iba a durar siempre, ahora solo queda confiar que se tenga algo de sentido común, solo queda confiar en que los niños mimados de cierto equipo dejen de ser eso, niños mimados y se empiece a elegir jugadores que valgan mucho más que aquellos que solo tienen una cara bonita y cantan canciones con autotune.

Todo esto llega a saturar la realidad y parece que realmente estamos ante una cámara oculta, que en realidad sí que hay gobierno y que los medios de comunicación no nos manipulan con mentiras que nos hacen creer que todo esto está sin ningún sentido. Pero luego te das cuenta que no son cámaras ocultas y que no vivimos en Matrix.

De nuevo, sin frenos que paren este disparate, nos encontramos en este sin fin de espirales que nos hacen bajar cada vez más. Ya no sé si es verdad que el paro ha obtenido su cifra más baja desde 2009 en esta misma época, no sé si creérmelo o dejarlo pasar, al fin y al cabo, nos mienten constantemente, ¿Por qué creerlo sin más? Una vez más, sin frenos hacia un futuro desconocido que todavía dudamos de su existencia.

«Al fin rechazo trampas de folletín, relatos para gente infeliz» Mentiras de folletín. Fangoria

Sergio Barajas Cruz

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s