Saratoga, uno de los grupos de Heavy Metal español que más formaciones ha tenido y que sigue ilusionando a miles de personas y que están muy escondidos, demasiado escondidos para mi gusto. Pues fue ayer mismo cuándo haciendo un playlist en el servicio de música en streaming más famoso del mundo (no lo voy a decir, ya sabéis cuál es) descubrí que ya habían sacado disco. Me apena mucho que estas cosas no se anuncien, pero bueno, vamos a la crítica, que viene cargada de potencia, como este discazo.

Abre el álbum con Perseguido un tema que cargado de potencia me gusta más cada vez que lo escucho. Con una estrofa en tono menor y un estribillo que de repente se convierte en mayor. En definitiva, un buen comienzo y un himno del que los fans estarán orgullosos. Sin parar, sin descanso comienza con más fuerza Mi venganza. Esta canción sigue en la línea metalera que nos ha regalado esta nueva formación de Saratoga, una formación que ahora, más que nunca, suena como debe de sonar. Un estribillo para mi gusto no tan pegadizo como en la canción anterior, pero sí que tengo que decir que es una canción tan potente que al carecer de un estribillo pegadizo nos da igual, o por lo menos a mí me da igual, una canción que personalmente se me hace corta.

Morir en el bien, vivir en el mal, la canción que da nombre al disco comienza con el bajo de Niko del Hierro, prosigue con la batería seca de Dani Pérez, una guitarra melódica dentro de la epicidad de este Heavy y la gran voz de Tete que se nos muestra más calmada en esta canción que en el estribillo mete un coro tabernero con la música sonando por debajo. Un tema que nos cuenta una historia desgarradora y que estoy seguro que será muy coreado en cada concierto.

Viene el tema que ya habíamos escuchado. Como el viento es esa historia de amor de la que no tengo nada que decir, un tema brutal que me gustó desde la primera vez que la escuché, con una estructura simple y muy melódica. Sin duda, una de mis favoritas. Muy potente, con un principio de la batería y con la guitarra y el bajo comienza Volverá, una canción haciendo referencia a una guerra que el protagonista no quiere seguir, una guerra que quiere vencer para volver a su hogar, como un héroe. Una canción muy Heavy, una canción para cantar con las manos arriba y que fácilmente se nos queda en la cabeza, con un final muy épico y cañero. Con unos coros «a capella» comienza Luchar o morir, la verdad, en un principio esa faceta coral metalera de Tete me ha recordado a Leo Jimenez. Una estrofa que me llena mucho más que el estribillo e incluso un pre-estribillo que huele más a estribillo que el propio. Personalmente me ha dejado un poco con ganas de más potencia. Viniendo de cinco temas anteriores que nos han dado mucho más de lo esperado, este sabe a poco.

Que nadie se deje llevar por el título de la siguiente, pues no se trata de un Vals, El vals de la rosa herida sigue en esa línea de las cinco primeras canciones y me encanta. Una canción que nos transporta directamente a un concierto y que con una melodía muy dulce nos transporta a la historia en la que nos sumerge este gran grupo. Un solo de Jero que nos sorprende de nuevo con su gran destreza y con los cambios de ritmo y voces. De lo más experimental y original del disco. Muy acústica comienza El ciprés solitario con la voz de un Tete muy sentimental, pero algo forzado para hacer ese grave con la voz, un corte de guitarra muy eléctrica que nos corta todo este sentimentalismo y que hace volver a Tete al su registro normal. Soy una de esas personas a las que las baladas le encantan, pero creo que no ha sido un buen acierto poner a Tete en este tono tan grave para comenzar esta canción, aun así, la canción gana mucho a partir del minuto 1:44.

Con el comienzo muy parecido a Como el viento tenemos Vi un tema que me ha despertado del ensimismamiento que tenía tras escuchar el anterior tema. Una voz muy potente que acompaña perfectamente a este tema. Unos acordes largos de guitarra y una batería calmada dentro de la rapidez del tema. Y por fin llega No pidas perdón, un tema en el que podemos encontrar un teclado en la principal. Un teclado que nos sumerge en una pequeña balada con una voz en off y un Tete Novoa que esta vez sí que ha acertado y unas guitarras que convierten esa balada en una canción muy melódica y rockera. Coros muy altos para mi gusto, pero muy bien llevados. De nuevo Jero vuelve a hacer de las suyas, un tema muy gótico que, en mi opinión, Saratoga a acertado en hacer.

Guitarras distorsionadas y un bajo que escuchamos por detrás introducen Saliendo de la oscuridad. Muy del ritmo que predomina en este disco e incluso más metalero. Un temazo que no olvidaremos y que mantiene esa magia hasta el final. Cerrando el disco con Etcétera, un tema muy de la tónica que el anterior y que nos deja claro que Saratoga está más vivo que nunca y que, aunque este disco haya acabado, queda mucho por andar.

En definitiva, un disco que ha cumplido expectativas y que las ha superado. Mi más sincera enhorabuena a este gran grupo. Por mi parte he de decir que me ha parecido un detallazo incluir además un disco adicional con un comentario de cada una de las canciones, sobre la temática, así es mucho mejor comprender este disco que me ha brindado casi una hora de felicidad y de pasión por la música. Gracias por hacernos este regalo.

«Morir en el bien, vivir en el mal, es fina la línea que debes cruzar»

Sergio Barajas Cruz

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s